tendencias en sostenibilidad

10 tendencias sostenibles atemporales para 2021-2022

Translation
Belen Espino

Debido a las numerosas tragedias ambientales relacionadas con el cambio climático y las noticias que han surgido sobre la explotación de los trabajadores en algunos países, la moda está cambiando y produciendo nuevas tendencias sostenibles.

Sostenibilidad, reciclaje, upcycling: son cuestiones que (afortunadamente) incluso las grandes empresas del sector de la moda vienen abordando desde hace algunos años.

Si bien el cambio en el mercado debe partir de las empresas, es importante destacar que estas están formadas por personas. Personas que, además de trabajadores, también son consumidores. El consumidor tiene un poder inconmensurable en el momento de la compra. Elegir prendas sostenibles, confeccionadas con tejidos no contaminantes, reciclados o de kilómetro cero, significa ayudar al medio ambiente y promover un mejor estilo de vida para uno mismo y para el planeta.

La sostenibilidad, sin embargo, no significa renunciar al estilo, al contrario. Veamos juntos las tendencias sostenibles atemporales para 2021-2022.

1. Sudaderas y pantalones de chándal

Cómodo, ecléctico, unisex: las sudaderas y los pantalones de chándal se encuentran entre las tendencias sostenibles atemporales más queridas. Reinventado por celebridades conscientes de la sostenibilidad como Chiara Ferragni, Bella Hadid o Elsa Hosk, el chándal es un outfit ready-to-go tanto en verano como en invierno. Combinado con un par de zapatillas ecológicas o un par de sandalias upcycled, siempre causa sensación.

La marca estadounidense The Pangaia fabrica coloridas sudaderas y pantalones de chándal de poliéster reciclado y fibras de algas y cáñamo. Cada lanzamiento de Pangaia está vinculado a una razón: desde la recaudación de fondos para Médicos sin Fronteras hasta la protección de las abejas con la colección cápsula diseñada por Murakami, hasta la donación a 5 Gyres, una organización sin fines de lucro que se ocupa de la eliminación de plástico.

Chándal de The Pangaia

2. Sneakers de materiales reciclados

Nada es más atemporal que un par de sneakers. Cómodas y versátiles, quedan bien con un chándal, un vestido o unos jeans. A menudo se dice que los zapatos deben estar «bien hechos» y la moda sostenible se ha adaptado a esta necesidad, generando nuevas tendencias sostenibles.

Las sneakers Veja están hechas con materiales ecológicos como algodón orgánico y caucho salvaje amazónico, comprados directamente a los productores. Las zapatillas ID.EIGHT son también una excelente alternativa sostenible a las zapatillas habituales: se elaboran con restos como cáscaras de manzana, hojas de piña y tallos de uva, se secan y se transforman en un biopolímero que se extiende sobre una base de algodón orgánico.

Hana Dark Mix Square by ID.EIGHT

3. Camisetas tie-dye y estampados

Camisetas coloridas, confeccionadas en técnica tie-dye o adornadas con estampados y bordados. Bonitas en verano, vestidas oversize con un buen par de sneakers. Útiles en invierno, para crear un look «cebolla» con cárdigans y jerséis.

Fundada por la diseñadora Hillary Taymour, Collina Strada es una marca de Nueva York que prioriza la sostenibilidad y la originalidad. Las camisetas con estampados vivaces tie-dye están confeccionadas con telas «dead-stock« , que de otro modo se tirarían a la basura. Collina Strada también es socia de The OR Foundation, una organización con sede en Estados Unidos que trabaja por un futuro más sostenible, a la que dona sus ganancias.

Collina Strada

4. Trajes de baño reciclados

Ha llegado el verano y con él también los problemas relacionados con la contaminación de los mares: cremas solares que dañan la barrera de coral; desechos plásticos arrojados al agua por turistas, etc. Para ayudar a que los mares estén más limpios, es importante elegir beachwear reciclado.

Paper London tiene una línea de trajes de baño hechos de ECONYL, una fibra de nailon 100% regenerada hecha de redes de pesca recicladas y cualquier otro desperdicio que se encuentre flotando en el océano. Este tejido técnico proporciona protección contra los rayos UV y los protectores solares.

Paper London

5. Mini bags

Pequeños, o mejor dicho, pequeñísimos. Los mini bags te hacen pensar en Mary Poppins, la protagonista de los dibujos de Disney del mismo nombre que sacó todo y más de su bolso (no tan mini). De colores o en tonos nude, con bandolera o de mano, los minibolsos están de moda porque te permiten llevar solo lo imprescindible y completar cualquier atuendo.

Roberto di Stefano crea mini bags veganos con un diseño simple y refinado, hechos de piel de cactus DESSERTO. El cuero vegano obtenido a partir de hojas de cactus es el primer material ecológico, parcialmente biodegradable y altamente sostenible del mundo.

6. Pendientes de tagua

La nuez de tagua reemplaza al marfil, al que se parece estéticamente, para evitar la recolección inmoral de marfil de los colmillos de elefante. La marca estadounidense Arlokea fabrica pendientes de tagua, piezas imprescindibles para cualquier outfit, sencillos y refinados y disponibles en muchos colores.

El objetivo de Arlokea es utilizar joyas éticas para abordar cuestiones sociales relacionadas con la salud, la educación y la pobreza. Con cada compra, ayudas a fortalecer a las mujeres y las pequeñas empresas en comunidades marginadas de todo el mundo en países como Vietnam, Ecuador y Etiopía.

Arlokea

7. Jeans

Boyfriend, skinny, straight, flare…de cualquier tipo, ¡siempre que sean jeans! Inventados en 1871 por el sastre Jacob Davis, los jeans hicieron historia en la moda. Hoy en día existen varias alternativas sostenibles a los jeans en denim, incluidos los jeans de fibra de cáñamo y algodón orgánico.

La marca italiana Gimmi Jeans produce pantalones vaqueros en cáñamo y algodón orgánico, libres de elastómeros (fibras derivadas del petróleo) y capaces de ser fríos en verano y cálidos en invierno, gracias a la fibra hueca de cáñamo. Los pantalones también absorben rayos infrarrojos y UVA hasta en un 95%.

Gimmi Jeans

8. Blazers y chaquetas a medida

Oversize o con el ajuste perfecto, la blazer es una prenda versátil adecuada para cualquier ocasión. Se lleva sobre los pantalones holgados, jeans ajustados, faldas de tweed, vestidos ligeros … queda bien en todo y está legítimamente incluido en las tendencias sostenibles para 2021-2022.

La alternativa sostenible al blazer es de la marca holandesa Noumenon: una chaqueta a medida hecha de Tencel producida éticamente en una fábrica certificada en Turquía. La etiqueta está hecha de papel reciclado y, a su vez, es biodegradable.

Noumenon

9. Leggings

«¡Los leggings no son pantalones!», tronaba la icónica Blair Waldorf, protagonista de la serie de televisión de culto «Gossip Girl». Bueno, no se equivocaba, pero hay que decir que los leggings vuelven a estar de moda. Para combinar con sudaderas oversize o camisetas divertidas, son ideales para un look easy de día.

La marca estadounidense Happy Earth fabrica leggings sin poliéster ni nailon, fabricados con algodón orgánico certificado GOTS y Tencel. Por cada compra, el consumidor puede optar por donar a alguna de las diversas asociaciones con las que colabora la marca.

Leggins Happy Earth

10. Botines

Los botines no tienen temporada. Ankle boots, combat boots, camperos, son cómodos, versátiles y se pueden declinar en muchos colores.

La alternativa sostenible a los botines de piel animal proviene de la marca portuguesa «Nae«. Los materiales de sus zapatos sostenibles incluyen PET reciclado de botellas, microfibras certificadas OEKO-TEX, neumáticos de automóvil reciclados, corcho natural, termoplástico reciclado e incluso fibra de hoja de piña.

Botines Veganos Nae

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Top 3 Stories